La cordialidad, ¿es necesaria en un divorcio?

Llevamos unos días, “clara…mente” ocupados en analizar la letra de la última canción de Shakira. A muchos, vemos que os preocupa que “sal…”pique” pero, realmente, ¿esperabais menos?

“Pa’ tipos como tú, uuuhh

Pa’ tipos como tú, uuuhh

Perdón, ya cogí otro avión,

Aquí no vuelvo, no quiero otra decepción.

Tanto que te las das de campeón.

Y cuando te necesitaba diste tu peor versión.

Sorry, baby, hace rato que yo debí botar ese gato.

Una loba como yo no está para novatos.

Una loba como yo no está pa’ tipos como tú.

Pa’ tipos como tú, uuuhh

A ti te quedé grande y por eso estás con una igualita que tú.

Esto es pa que te mortifique, mastica y traga, tragues y mastiques.

Yo contigo ya no regreso ni que me llores ni me supliques.

Entendí que no es culpa mía que te critiquen,

yo sólo hago música perdón que te sal-pique.

Me dejaste de vecina a la suegra,

con la prensa en la puerta y la deuda en Hacienda.

Te creíste que me heriste y me volviste más dura.

Las mujeres ya no lloran, las mujeres facturan.

Tiene nombre de persona buena,

Clara-mente no es como suena.

Tiene nombre de persona buena,

Clara-mente es igualita que tú uuhh

Pa’ tipos como tú, uuuhh

A ti te quedé grande y por eso estás con una igualita que tú.

Del amor al odio hay un paso,

por acá no vuelvas, hazme caso.

Cero rencor bebé, yo te deseo que te vaya bien con mi supuesto reemplazo.

No sé ni qué es lo que te pasó,

estás tan raro que ni te distingo.

Yo valgo por dos de 22.

Cambiaste un Ferrari por un Twingo.

Cambiaste un Rolex por un Casio.

Vas acelerado dale despacio.

Mucho gimnasio, pero trabaja el cerebro un poquito también.

Fotos por donde me ven,

Aquí me siento un rehén.

Por mí todo bien.

Yo te desocupo mañana y si quieres traértela a ella que venga también.

Tiene nombre de persona buena,

Clara-mente no es como suena.

Tiene nombre de persona buena,

Y una loba como yo no está pa’ tipos como tú, uuuhh

Pa’ tipos como tú, uuuhh

A ti te quedé grande y por eso estás con una igualita que tú.

A ti te quedé grande y por eso estás con una igualita que tú.

Ya está, ciao.”

Cuando la cantante colombiana dejaba volar el amor en la letra de sus canciones con mejores o peores acordes –“loca”, “amarillo”, “me enamoré”, etc.-, no había problema, la cordialidad se sinceraba entre pegadizos estribillos pero, cuando ahora le canta al desamor y utiliza su voz para transmitir cómo le ha hecho sentir quien ahora ella entiende que le ha causado decepción, se convierte en la más polémica y viral de sus canciones con más de 50 millones de visualizaciones en el día de su debut.

Y es que, en el amor y el desamor siempre hay quien gana, pero también quiénes pierden. Ha sido tal el impacto de la letra de la canción de Shakira y Bizarrap que en estos escasos tres días han salido feministas, machistas, defensores de la libertad de expresión, quienes abanderan una querella como mejor opción, empoderadas… incluso, ha sucedido lo “nunca visto”, la colombiana ha conseguido que la marca japonesa “Casio” bajara sus acciones, del mismo modo que la francesa Renault cayera en bolsa por su “Twingo”. Menos mal que, por lo menos, “Ferrari”, ha tenido mejor suerte y, gracias a Shakira, y al interés que ahora despierta en redes sociales las ha visto subir.

No voy a entrar en bolsa ni en gustos porque, “para gustos”, dicen que “colores”. Y, además, soy de las que piensa que importa poco la marca o el material si no se sabe lucir distinto y elegante, pero, sí que me ha sorprendido en estos días ver a muchos escandalizados por cómo se van a sentir los hijos de Shakira y de Piqué al escuchar esta nueva canción de su madre hacia su padre. Pero, permitidme: ¿acaso no llevan estos menores viendo retransmitida la separación de sus padres desde el minuto uno en televisión, prensa escrita y hasta en Youtube o Tick Tocs? ¿Por qué es peor o más perjudicial para unos hijos ponerle letra, música y humor al desamor que permitir que un menor aparezca en un canal de un conocido Youtuber exponiéndole ante los medios?

Que hay que proteger a los menores siempre, eso, no debería ofrecer discusión. Pero, cuando dos personas se separan o divorcian pasan por distintas etapas en el duelo –negación, ira, negociación, depresión y aceptación-, y lo cierto es que, a veces, quedarse atascado en alguna de ellas puede provocar un bloqueo tal que no deje, muchas veces, ver más allá.

¿Es necesaria la cordialidad en un divorcio?

Nuestra respuesta es un gran “POR SUPUESTO”. Dicen que cordial es quien tiene la virtud de confortar, animar y de fortalecer el corazón. Cordial es quien siente, denota o manifiesta afecto, amor, cariño y corazón (ánimo). Alguien cordial es afectuoso, amigable, amoroso, cariñoso, entrañable, simpático, etc.

Es lógico pensar que, cuando una de las partes de una pareja se siente engañada o traicionada por la otra, como parece que le ha sucedido a Shakira con Piqué, puede resultar complicado o algo difícil, en un primer momento, mantenerse amigable y cordial. Puede que en este caso, Shakira haya necesitado, para aceptar la situación, escribir y, sobre todo cantarle al mundo –de manera pública, igual que ha sido la traición del futbolista– la letra de la decepción que ha sufrido su corazón.

No pienso que quiera herir a nadie sino, simplemente, buscar la manera de canalizar su dolor para poder seguir avanzando. Creo que la cantante que le cantó públicamente al mundo su amor por el futbolista necesitaba chutar a puerta este último balón para que, desde la defensa, el padre de sus hijos encajara con buen humor este gol con el que le desea lo mejor “con su supuesto reemplazo” y “con cero rencor”.

Aunque suene extraño, esta creo que es la forma en que Shakira le ha querido mostrar a sus hijos que, perdona a su padre y que, ella ya se siente bien y con las fuerzas necesarias como para volver a ser cordial con él.

No sabemos si este ha sido el camino correcto pero, es el que ella ha elegido y, dudo que a sus hijos les afecte negativamente o que al exfutbolista le sorprenda ser el protagonista de este nuevo tema. Ambos deben ser pacientes, tolerantes y centrarse en encontrar la amabilidad y la cordialidad que desde hace meses habían aparcado.

Es necesario que ellos enseñen a sus hijos a lidiar con comunicaciones que puedan resultar difíciles en algún momento, así que este puede ser un buen momento para hacerlo. Sin rencores, sin hostilidades. Desde el humor.

Los hijos son los espectadores inocentes de toda historia, nunca son ni serán la causa. Si sienten que sus padres se pelean por ellos, sea por el motivo que sea, seguramente, se pensaran culpables de vuestras peleas y discusiones. Se creerán causa de la separación o del divorcio. Pero, si algo han hecho bien Shakira y Piqué es el no pelearse por ellos. Han sabido llegar a un acuerdo en beneficio de sus hijos y ese, sin duda, es el mejor de los ejemplos. Dudo que después de que sus hijos vieran como Shakira le mostrara en bicicleta a su padre el “Tayrona”, ahora al despedirse sea un problema que ellos vean como su madre anima a su padre a leer sin dejar, por eso, de ir al gimnasio.

Los niños aprenden a través de las acciones y, puede que no todo el mundo vea correcta o entienda la cordialidad en este tema último de Shakira, pero, los hijos de la cantante y el futbolista saben que no son responsables del divorcio de sus padres porque, si de algo se ha encargado la prensa de este país y los propios protagonistas de manera más o menos acertada es de mostrarles cuál es “Clara…mente” el motivo de su separación.

Espero que Shakira, aunque a Piqué le “quedé grande”, con su nuevo tema Music Sessions #53 a partir de ahora haya aceptado su separación y, manteniendo ya ahora una relación cordial con su “ex”, abandonen ambos la rabia haciendo que sus hijos continúen disfrutando de los dos desde el respeto y desde la cordialidad y, sabiendo que, se dediquen las canciones que se dediquen sus padres les quieren con todo su corazón vivan en Miami, en Barcelona o en Tumbuctú uuuhh y… “Ya está, ciao.”

 

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad